POLICIALES |

 Momento de tensión

05.12.2013   

La roban, la atan con su hija y dejan a bebé encerrado

Aumentar Disminuir
Tamaño del texto
(Imagen ilustrativa-Archivo)
(Imagen ilustrativa-Archivo)

Dos hombres armados asaltaron el hogar de una familia, ubicado en el barrio El Cazador, en la localidad bonaerense de Escobar. Los malvivientes, que maniataron a las víctimas y abandonaron a una criatura de 4 meses en un coche, huyeron con dinero en efectivo y objetos de valor.

Una mujer fue asaltada cuando llegaba a su casa del barrio El Cazador, en Escobar, por dos delincuentes armados que la ataron abrazada a su hija de 6 años, las tiraron a ambas al piso, y encerraron en un auto a su bebé de cuatro meses, tras lo cual revolvieron los ambientes y les robaron dinero y objetos de valor.

“Fueron unos minutos de terror. A mi esposa la hicieron abrazar con la nena de 6 años y les ataron la manos y los pies con la misma cuerda. A mi hija la amenazaban y le decían: ‘Decile a tu mamá que si te quiere, me entregue la plata‘”, dijo Hernán Rodríguez, el esposo de la mujer asaltada.

Fuentes policiales confirmaron que el hecho ocurrió cerca del mediodía del martes en una casa de ese barrio semicerrado con un destacamento policial en uno de los accesos, y los delincuentes huyeron caminando con unos mil pesos, 400 dólares y algunos objetos de valor.

Todo comenzó cuando Ariana, una empleada del Instituto Fleni, llegaba a su casa a bordo de su Chevrolet Aveo con su hija de 6 años, a quien había ido a buscar al colegio, y su bebé de cuatro meses.

Allí, mientras descendían del auto fueron sorprendidos por dos hombres armados que los aguardaban escondidos dentro del parque que rodea a su vivienda.

“Los amenazaron con armas y lo obligaron a entrar a la casa. Primero les hicieron desconectar la alarma y una vez adentro los hicieron tirar al piso y que no les miraran la cara”, relató Hernán, gerente de la empresa Musimundo, quien al momento del hecho no se hallaba en su casa.

Según explicó el hombre, los delincuentes ataron abrazadas a madre e hija y dejaron dentro del auto al bebé de cuatro meses sentado en su sillita. “Les ataron las manos y los pies, las dos abrazadas”, dijo el hombre, al tiempo que aclaró que “ahí empezó el calvario y la exigencia del dinero”.

“Sabemos que tenés plata escondida, dame todo lo que tengas”, le decían los ladrones a Ariana, mientras le apuntaban con un arma en el estómago.

“Nosotros no guardamos plata en casa. Apenas teníamos mil pesos que usamos para el gasto de la semana y unos cuatrocientos dólares guardados en un cajón, pero nada más. Ellos insistían en que sabían que teníamos más y que guardábamos un arma. Jamás tuvimos armas”, dijo Hernán.

En medio de las amenazas, la hija del matrimonio les ofreció a los delincuentes su alcancía y un monedero mientras los delincuentes revolvían cajones y muebles.

Finalmente, los asaltantes se apoderaron del dinero y algunos objetos de valor, y escaparon por los fondos, donde hay un descampado.

“Lo llamativo del hecho es que fue al mediodía y a una cuadra de una escuela donde justo estaba la salida de los alumnos y estaba lleno de gente. Evidentemente sabían lo que hacían porque estaban muy tranquilos”, relató el hombre, quien aclaró que el 7 de septiembre del año pasado ya los habían asaltado y les habían desvalijado su casa.

Inmediatamente después de la fuga de los ladrones, llegó a la casa Hernán, quien encontró a su esposa y a su hija aún tiradas en el piso.

“Llamé al destacamento e increíblemente no funcionaba el teléfono. Por eso tuve que llamar al 911 y a los diez minutos tenía un patrullero en la puerta”, agregó.

El hecho es investigado por personal del Destacamento Parque El Cazador y por el instructor judicial de Escobar, Sebastián Marcote.

Télam


   Twittear

TAPA IMPRESA
encuesta
¿Estás de acuerdo con los dos refuerzos de Boca (Forlín y Grana)?
Sí
No