El Gobierno de Noruega está reforzando las medidas restrictivas en varias comunas después de que en el país se registraran los primeros casos de contagio con la nueva variante del coronavirus ómicron, declaró este jueves la ministra de Salud del reino, Ingvild Kjerkol.

"A partir de la medianoche, se introduce el requisito de usar máscaras, organizar el trabajo a distancia si existe esa posibilidad, limitar el número de participantes en eventos en Oslo y varias otras comunas", dijo la ministra en una rueda de prensa​​​.

Kjerkol precisó que las máscaras deberán ser usadas donde no se pueda respetar la distancia social de un metro, por ejemplo, en las tiendas, restaurantes y cafeterías, en el transporte público y los taxis. La medida no se aplicará a los niños menores de 12 años.

Además, se recomienda a los jefes que permitan a sus empleados, siempre que sea posible, trabajar desde casa, al menos varias veces a la semana. El número de participantes en los eventos que se celebran en locales cerrados no debe exceder las 100 personas.

Según la ministra, ese refuerzo de las medidas afecta a unas 22 comunas donde existe riesgo de propagación de la variante ómicron.

El 26 de noviembre, la Organización Mundial de la Salud calificó de "preocupante" la nueva variante ómicron, debido a un gran número de mutaciones, que apuntan a un mayor riesgo de reinfección en comparación con otras variantes de preocupación.

Fuente: Sputnik



 

Coronavirus hoy en el mundo: toda la información

 

Coronavirus en la Argentina: Toda la información sobre la pandemia en todo el país

 

Vacuna coronavirus: los avances en la carrera por combatir el covid-19