Escuchó por teléfono cómo fusilaban a su pareja

Un mecánico de la localidad misionera de Gobernador Roca fue ejecutado de cuatro balazos en su casa cuando se encontraba hablando con su esposa, quien escuchó los disparos.

Investigan si el crimen de Aldo Andrés Canteros, fue un ajuste de cuentas.

Compartir

Un mecánico de la localidad misionera de Gobernador Roca fue ejecutado de cuatro balazos en su casa y este hecho fue escuchado por su propia mujer, que estaba hablando con él por teléfono cuando sonaron los estampidos de las balas.

La hipótesis que manejaban los investigadores es que el crimen está relacionado con un ajuste de cuentas vinculado al narcotráfico, teniendo en cuenta -además- que en un galpón del predio donde fue el homicidio hallaron 1.800 kilos de marihuana. El coche de la víctima, en el que habrían huido los criminales, fue hallado en la localidad de Jardín América.

Aldo Andrés Canteros, de 31 años, alcanzó a comunicarse por teléfono con su pareja Lilina Berenice Machado, de 20 años, antes de ser ejecutado.

La mujer contó que la víctima, le pidió que no volviera a la casa. Fue en ese momento, que oyó al menos tres estampidos y la llamada se cortó.

El homicidio ocurrió en una vivienda del Lote 89, fracción 61, de Gobernador Roca, una localidad ubicada a 75 kilómetros de Posadas, y considerada una zona caliente del narcotráfico. En un primer momento, la Justicia dispuso que su pareja quede demorada.

El juez de Instrucción Carlos Giménez ordenó que la mujer sea sometida a pericias para descartar que haya tenido participación en el homicidio. Poco después se comprobó que al momento del hecho había estado en una fiesta infantil en el barrio Fiscal de Gobernador Roca junto a su hija de un año.

La policía fue alertada sobre el crimen el domingo a la noche y una patrulla llegó hasta la vivienda del mecánico, que ya estaba sin vida: le habían pegado cuatro disparos.

En la casa se secuestró una bolsa que contenía 19 cartuchos calibre 12, una caja con 33 municiones 9 milímetros, cinco vainas servidas del mismo calibre y cinco teléfonos celulares.

Además, en el taller encontraron una camioneta doble cabina a la que ya le habían quitado los asientos traseros y estaba siendo acondicionada para el transporte de estupefacientes.

Tenía colocada una chapa patente de otro vehículo, de acuerdo con las pericias realizadas sobre el chasis. Efectivos de la Policía de Misiones en conjunto con la Dirección de Investigaciones Complejas realizaron la inspección ocular y se confirmó que se hallaron más de 1.800 kilos de marihuana oculta en un galpón dentro del predio donde se encuentra la casa en la que sucedió el homicidio.

Se encontraron más de 1800 kilos de marihuana en un galpón.

La principal hipótesis del móvil del asesinato es de un ajuste de cuentas, la cual fue confirmada tras el hallazgo de la droga en horas de la mañana de ayer.

Las fuerzas de seguridad continúan con las pericias en los celulares encontrados en el lugar para intentar dar con el paradero de los agresores que terminaron con la vida del mecánico. Se esperan los resultados de la autopsia para determinar si la víctima fue golpeada antes de ser asesinado, saber cuál fue el calibre del arma utilizada y demás datos que puedan ayudar a los investigadores a dar con él o los homicidas.

En la zona no se cuenta con cámaras de seguridad que ayuden a los investigadores. Se trabaja en la búsqueda de testigos, situación complicada porque si alguien vio algo podría tener miedo a declarar. Para eso se ofrecerán los mecanismos que permite la ley para no ser identificados.

Lo más importante del día

Ver mas noticias