Causa Odebrecht: procesan a De Vido

 Lo dispuso el juez Daniel Rafecas por irregularidades. También fue imputado el ex secretario de Energía Daniel Cameron. 

El ex ministro de planificación federal, preso en Marco Paz.

Compartir

El juez federal Daniel Rafecas procesó al detenido ex ministro de Planificación Julio De Vido y al ex secretario de Energía Daniel Cameron por "negociaciones incompatibles con la función pública", al considerar que favorecieron a la constructora brasileña Odebrecht en contratos para la ampliación de los gasoductos Norte y Sur entre 2006 y 2008.

El ex funcionario kirchnerista sigue preso en el penal de Marcos Paz, pero por supuestos sobreprecios en la causa Río Turbio. Pese al nuevo procesamiento, podría ser liberado en los próximos días, considerando que el resto de los apresados en esa investigación ya fueron excarcelados.

Se trata del primer procesamiento dictado por la Justicia argentina en una de las causas vinculadas al escándalo por el pago de sobornos de la constructora llamado "Lava Jato" en Brasil y que repercutió en varios países de la región. En Perú, por ejemplo, llevó a la renuncia del presidente; en Ecuador, del vice; y en Brasil hay numerosos dirigentes políticos en prisión.

Para Rafecas, "todo el proceso licitatorio habría estado enderezado desde un principio a la adjudicación del negocio a Odebrecht", aunque aclaró que en su investigación no está incluido el supuesto pago de sobornos, sino que ese delito forma parte de otra causa, a cargo del juez federal Marcelo Martínez De Giorgi. El juez asume que De Vido "no pudo no haber tenido conocimiento" de las irregularidades.

Respuesta de sus abogados
Por su parte, desde el entorno del ex funcionario kirchnerista plantearon su defensa, asegurando que la acusación no marca en ningún momento el vínculo que se atribuye a De Vido con la causa. Además, afirmaron que "al no existir un sólo elemento probatorio que pudiese habilitar al magistrado a procesar como coautor de la supuesta maniobra -infructuosamente probada- a De Vido, se optó, por defecto del sistema, por una forma de participación pretendidamente menos gravosa, pero que, a la vez, supone equivocadamente un nivel probatorio menos exhaustivo, pero que en definitiva exige un estándar de respeto a las garantías más alto".

Advirtieron, además, que "se procesa a De Vido por el comportamiento que habrían tenido actores ajenos a su persona, de manera independiente, sin existir un sólo vinculo que asocie el supuesto comportamiento irregular llevado a cabo por dichos sujetos respecto de su persona".

Lo más importante del día

Ver mas noticias