Con escándalos de fraude de por medio, Bake Off fue uno de los programas más vistos y aclamados de la televisión argentina del año pasado, y sin lugar a dudas, ayudó a que muchos pasteleros que pasaron por sus cocinas impulsaran sus carreras profesionales a nivel mediático en las redes sociales.

Ese fue el caso de Damián Pier Basile, quien ganó la competencia tras haberse descubierto que la campeona original, Samantha Casais, quien ayer se convirtió en madre, había hecho trampa. En consecuencia, el finalista oriundo de Santa Fe quedó primero.

Damián Pier Basile, el ganador de Bake Off, propulsó su carrera como influencer y actualmente cuenta con más de 450 mil seguidores en Instagram.

Desde aquel entonces, el pastelero se convirtió en una figura muy popular en su cuenta oficial de Instagram, en la cual se sigue identificando con el nombre del reality show (@damianbakeoff), ya que nunca dejó de proponer ideas, recetas de cocina, ida y vueltas con sus fans, y mucho más.

Esta semana, el campeón de Bake Off estrenó “Espacio de a dos”, su canal de Youtube de pastelería junto a la segunda finalista del show, Agustina Guz, con quien forjó buenas migas durante y después del programa. Juntos son la combinación perfecta de risas, conocimientos, creatividad y espontaneidad para interpelar a miles de jóvenes que quieren iniciarse en el mundo gastronómico.

Sin embargo, el motivo que lo convierte en noticia a Damián Pier Basile este miércoles tiene que ver con una espectacular receta de torta marroc que compartió en su propia cuenta de Instagram.

Se trata de un postre exquisito por su textura cremosa y su variedad de sabores, pese a que el énfasis esté en el marroc. Asimismo, el pastelero enseñó cómo hacerla en tan simples pasos que resulta imperdible.

Torta marroc. (Imagen ilustrativa)

Ingredientes:

(Para molde 20 o 22 cm.)

Para la base:

  • 160 g galletitas sin relleno
  • 80 g de manteca (si usas galletitas con relleno ponele solo 40 g de manteca)


Para la preparación:

  • 200 g de chocolate con leche
  • 200 g chocolate blanco
  • 150 g pasta de maní sin endulzar
  • 400 g crema de leche

Procedimiento:

  1. Para la base, procesar las galletitas hasta hacerlas polvo, agregar la manteca derretida, formar una masa y cubrir la base del molde.
  2. En un bowl, derretir ambos chocolates y agregar a cada uno la mitad de la pasta de maní.
  3. Batir la crema de leche a medio punto y agregar la mitad a cada chocolate cuando esté esté a temperatura ambiente.
  4. Colocar la primera parte en el molde y llevar al freezer 10 minutos antes de poner la próxima.
  5. Decorar con galletitas, salsa de chocolate, dulce de leche o como gustes.