Este situación se registró en la ciudad de Queensland,  Australia, cuando una mujer paseaba con su perro por la playa y encontró a la extraña criatura marina fuera del agua.

Fue Sherry Simmons, quien divisó al animal y luego le tomó una fotografía. En principio, según publicaron los medios locales, la mujer pensó que se trataba de una pieza de madera petrificada, pero al tocarlo y sentirlo blando se dio cuenta que se trataba de un ser vivo.

De inmediato, la joven llamó a un parque de fauna marina para que expertos traten al animal. Tras identificar
la especie los especialistas brindaron una hipótesis la cual indica que se podría tratar de un mamífero conocido como Dudongo. Al mismo tiempo, varias personas atribuyeron la forma de la criatura con el hígado de un tiburón.

Al momento, los investigadores trabajan en el animal para determinar su origen.