Se trata de Harry Beswick, de doce años, que sufre del síndrome de Goldenhar, un raro mal que afecta a todo el hemisferio izquierdo del cráneo y la cara. Por esta razón, nació con la nariz deforme, y no tiene ojo ni oreja en ese lado. Es así que utiliza una prótesis para disimularlo.

Su madre, Charlie Beswick, subió una foto junto a él en Instagram mostrándolo tal cual es. Sin embargo, Instagram la eliminó ya que el software identificó una anomalía y la calificó como "inapropiada".

La madre la publicó nuevamente comentando, "¿qué ves cuando miras a mi hijo? Veo la sonrisa más hermosa, el corazón maravilloso y el amor más puro. Lamentablemente, algunas personas en Instagram sienten que es demasiado para mirar y han reportado una foto de él (de nuevo)".

Ver más productos

Cuarentena y niñez: todo para acompañar a los más chicos

Cuarentena y niñez: todo para acompañar a los más chicos

Cuarentena y conocimiento ¿Cómo funciona nuestro cerebro?

Cuarentena y conocimiento ¿Cómo funciona nuestro cerebro?

Cuarentena, encierro y libertad

Cuarentena, encierro y libertad

Se extiende la cuarentena: consejos para sobrellevar el encierro

Se extiende la cuarentena: consejos para sobrellevar el encierro

Días en casa: aprendé astrología

Días en casa: aprendé astrología

Consejos para cuidarnos en tiempos de cuarentena

Consejos para cuidarnos en tiempos de cuarentena

En momentos de cuarentena la receta es aprender a cuidarnos

En momentos de cuarentena la receta es aprender a cuidarnos

La historia del robo del siglo

La historia del robo del siglo

Necesitamos un Ruido de Magia

Necesitamos un Ruido de Magia

Ser hincha es contagioso

Ser hincha es contagioso

Ver más productos