La pelea se llevó a cabo en el Patong Stadium. (Captura)

Un peleador de Muay Thai recibió un fuerte codazo en la frente y se le hundió una parte de la frente durante un enfrentamiento que se llevó a cabo en el estadio Patong, situado en Tailandia. El árbitro detuvo el encuentro al percatarse de la terrible lesión. 

El joven, Jeremy, debió ser intervenido quirúrgicamente y le pusieron una placa de titanio en la frente. Su compañero, Jonny Betts, denunció en su cuenta de Facebook lo que sucedió y publicó el video de la insólita pelea.

 



"Una herida bastante fuerte causada por un codazo el lunes por la noche en el estadio Patong. Lo operaron anoche. Le deseo una recuperación rápida", escribió el colega.

 

 

Pese al impactante hundimiento de su frente, el afectado no sufrió heridas internas y se encuentra bien. "Jeremy ya salió del hospital tras operarse para arreglar la fractura con una placa de titanio. No tuvo heridas cerebrales y ni siquiera estuvo mareado", amplió su compañero en Facebook.