Nació un cerdito mutante con ocho patas y dos cuerpos en la granja de la ciudad china de Linyi. Las imágenes se volvieron virales rapidamente por el impactante aspecto del animal.

El propietario de la granja, Gao Baiqi, confesó que "nunca había visto nada parecido". A pesar de las malformaciones, el resto de los órganos del animal parecían normales. 

El hombre relató que le preparó leche y quería alimentarlo pero el animal murió a los pocos minutos. 

El granjero no descubrió qué fue lo que causó las mutaciones pero sospecha que podría deberse a una anomalía que hace que el óvulo no se separe durante la concepción, como sucede con los gemelos humanos que nacen unidos.