Una fiesta de casamiento es el programa perfecto para cualquiera. Barra libre, comida de autor, una rica mesa dulce, hacer sociales y un DJ para descocer una pista de baile son una combinación explosiva ¿Habrá mejor plan para un buen fin de semana? Todo ser humano acordará que no. 

Sin embargo, hoy tenemos un casorio que se hizo viral no precisamente por sus lujos, o su buena música, o sus maravillosas ofertas gastronómicas. Esta vez, la pareja de novios se comió una catarata de críticas en lugar de halagos y felicitaciones por un solo motivo: le cobraron cada porción de torta a sus invitados.

Uno de los invitados, el más indignado, fue quien se animó a romper el silencio en las redes y expresar su bronca al tener que pagar una torta de casamiento. Es que al parecer, comió dos porciones, una la pagó y la otra no. Así fue que publicó el mensaje de WhastApp que el matrimonio le mandó al día siguiente de la ceremonia. “Estábamos viendo el circuito cerrado de televisión y hemos visto que tomaste dos porciones de la tarta de bodas” comienza el mensaje, para continuar diciendo “y nos hemos dado cuenta de que solo has pagado una”.

Lo más curioso es que la pareja, sin pudor alguno les sigue reclamando la porción. “¿Podrías enviar los 4,30 euros lo antes posible?”, insistieron. Según dicen en su defensa, en el enlace de invitación que cada invitado debía pagar por cada porción de torta consumida. 

Sin embargo, el hombre aclara que pensaba que se trataba de un pago simbólico para hacer frente a los gastos de la ceremonia y que nunca imaginó que sería por cada trozo de torta que hubiera comido. Menos se hubiera imaginado que llegaría tal mensaje de WhatsApp como reclamo. Tras contar la historia en las redes sociales, el aluvión de críticas a los novios no se hizo esperar.