Un intruso se metió en una vivienda con el único fin de masturbarse. El hecho quedó registrado por la cámara de seguridad que la vivienda ubicada en Utah, Estados Unidos, tenía en la habitación.

La imagen muestra el momento en que el sujeto ingresa a la residencia sin que nadie se diera cuenta. Camina por la habitación, donde se encuentra el bebé recostado boca abajo, baja la luz de la lámpara, bordea la cama de la mujer y comienza a tocarse.

Fue el padre de familia quien notó que las cosas habían sido movidas, por lo que al revisar las cintas de seguridad tuvo una desagradable sorpresa.

Tras ver lo sucedido, llamó de inmediato a la policía, alrededor de las 5 de la mañana donde vieron al sospechoso en las grabaciones.

Fuente policiales especulan que es alguien que cuenta con la clave de acceso del garaje de la casa. La familia teme que el sujeto haya ingresado en otras ocasiones mientras todos dormían.