Cinco mil pastillas de éxtasis, con la forma de la cara del presidente estadounidense Donald Trump, fueron decomisadas por efectivos policiales alemanes cerca de la ciudad Osnabrück

Los comprimidos de color naranja estarían dirigidas a su venta por internet con el slogan "Trump makes partying great again" ("Trump hace que la fiesta vuelva a ser genial"), informaron medios locales.

Durante el operativo se detuvo a un hombre de 51 años y su hijo de 17, quienes viajaban en un auto con patente de Australia. Al detectar esto los agentes sospecharon que se trataba de algo inusual y procedieron a inspeccionar el vehículo.

"Las pastillas venían empaquetadas en cinco bolsas. Padre e hijo quedaron detenidos", aseguró la Policía. 

Las pastillas éxtasis bloquean los receptores de la serotonina, el neurotransmisor que regula el humor. Con ello se producen sensaciones de euforia, alegría y una percepción alterada de la realidad.