La búsqueda del amor o la amistad siempre es algo que todos tienen en su horizonte, pero a veces ese intento por llegar a ese objetivo ansiado, puede culminar de la peor manera o de forma sorpresiva, sin darnos cuenta de que el peligro acecha a cada momento y más cuando llega detrás de un teclado o celular.

Este es el caso de una joven llamada Martina, quien navegaba por internet buscando amistades o simplemente alguien para hablar o conocer, pero esa búsqueda la llevó a un sitio inesperado.

 

Es que en la cuenta de la red social de Twitter @martyruifo, la chica comenzó a escribirse con un joven y con el paso del tiempo todo parecía ir encaminado hasta que un detalle le llamó la atención y la asustó.

La joven relató la experiencia a través del posteo: "Me hablaba full con uno, la charla fluía, podíamos hablar todo el día y no se terminaba nunca el tema de conversación (mil años q no me pasaba) tomo la iniciativa de decirle pa hacer algo ya que el nunca me decía.. está en la cárcel".

Martina agregó que "Gente el vago me encontró en Instagram, sigue a gente conocida mía . CLARAMENTE no voy a poner su foto ni su nombre por cuestiones OBVIAS. Según averigüé (porq no hablé más con él) robo y posesión de drogas…".

Tras la publicación, varios internautas de la red social comenzaron a contestarle con diversos tintes, entre los cuales se destaca el del usuario @Don_Epel, quien escribió "Robo y posición de drogas??? Claramente podría ser cualquier Twittero mayor de 30".

En tanto, @arubishi agregó a la lista de comentarios que "Bueno che robo y posesión de drogas cualquier hijo de vecino, nada grave".

"Che, pero puede tener celular estando preso? Igual te recomendo la paja, cero conflictos con nadie. Y dejas de cruzarte con presos y demas yerbas jajaja", resaltó en su perfil @chamuyopa con cierta delicadeza.

Finalmente, la joven escribió dando punto al asunto: "Bueno, dejo mi Instagram @martinarulfortiz Quien sabe, capaz si encuentro uno q esté libre".

 

Ver comentarios