El brutal parricidio ocurrió en Comodoro Rivadavia. Esteban Trebucq y Mariana Diarco hablaron con Lydia, periodista en la ciudad chubutense. Los pibes se entregaron en la comisaría, confesando el crimen.