En República Dominicana fue noticia en las últimas horas un hecho insólito. Se conoció el insólito episodio de que un ciudadano se incrustó un clavo en la cabeza.
Cuando fue asistido por médicos, estos comprobaron que se encontraba bajo los efectos de las drogas. 

“Se sentía el cerebro flojo”, declaró Natanael García Polanco, de 33 años, a los médicos que lo atendieron en el Hospital José María Cabral y Báez, tras incrustarse un clavo en la cabeza.

Según informa Diario Libre, el hombre había realizado este peligroso acto luego de provocarse un estado de alucinación por el consumo de drogas psicoactivas.

Sin embargo, esto no fue lo único que hizo Natanael, también se introdujo una espina de un árbol de naranja en su oreja.

La jefa de servicios de Neurología del hospital, informó que lo intervinieron quirúrgicamente para extraer los elementos, lo cual se logró con éxito y no se produjo ninguna lesión importante. 

La familia de García Polanco confesó al medio local que estaban “preocupados por el estado mental” de su pariente. Tienen temor de que el hombre atente contra su vida o la de alguien más.

Según informaron, el joven había empezado a consumir drogas hace cinco años y con el tiempo ha tenido conductas violentas. “Él mismo se clava cosas; lo teníamos en una guardería y se fugó”, expresó.

Por el momento, García Polanco fue referido a Psiquiatría por su condición mental.