Las imágenes son sumamente violentas y los padres están atemorizados por la situación. La joven de 16 años lo hizo con varios compañeros. Estuvimos con la mamá de la víctima, que está en quinto grado y toda la comunidad educativa está muy preocupada.