Delincuentes ingresaron a una distribuidora, golpearon a uno de los empleados y se llevaron una importante suma de dinero. A pesar de haber sido detenidos por las fuerzas de seguridad, el dinero apareció en la casa de un amigo de la mujer policía que intervino en el operativo.
Un equipo de Crónica HD se acercó al lugar para conocer los detalles.

 

Ver comentarios