Es escalofriante lo que pasó. El hombre le dijo directamente a su madre: "Mamá, no quiero matar más gente". Además confesó que por "treinta lucas boletee a alguien que ni sabía quien era".