La mujer fue increpada por Cristian Echeverría, periodista de Crónica en San Bernardo por su mal accionar. En ese momento la mujer, a los gritos, le dijo que iba rápido por un dolor de panza, pero después los vecinos confirmaron que es mentira, ya que es una excusa recurrente.