La década del '90 fue marcada a flor de piel por la presencia de dos personalidades muy importantes para la época: Carlos Saúl Menem y Diego Maradona.

Hubo una tarde en la que el Diez y el mandatario riojano revolucionaron a todo el partido de Ezeiza con una visita a la casa del Intendente Alejandro Granados.

El momento en el que Maradona y Menem se divierten en la casa del Intendente Granados.

Tanto el expresidente como el mejor futbolista de todos los tiempos se animaron a hacer "jueguitos" en el patio de la casa con la camiseta de Tristán Suárez puesta, el equipo más importante de la zona.

Recordemos que Menem fue quien dividió el partido de Esteban Echeverria creando el partido de Ezeiza. 

El Lechero viene de ascender a la Primera Nacional por primera vez en su historia. ¿Podrá mantener la categoría por mucho tiempo?

Comentarios