Lo que era un "secreto a voces" se terminó de oficializar en la tarde de este jueves: Guillermo Barros Schelotto dejó de ser el entrenador de Boca. La noticia llega el día después de que Daniel Angelici le había propuesto renovar por un año.

Guillermo no seguirá en el club (AFP).

Desde que asumió el cargo, el 3 de marzo de 2016, Guillermo llegó a una semifinal de Libertadores (cayendo frente a Independiente del Valle) y a una final (perdiendo contra River) en las dos ediciones que disputó. Además, el Mellizo supo ser bicampeón en las últimas dos Superligas.

Ese logro, sin embargo, no logró pesar más que las duras derrotas ante River en la Supercopa Argentina 2017 y la más reciente final de la Copa Libertadores 2018.

Ahora está más que abierta la carrera para sucederlo, en el que aparecen los nombres de Gabriel Heinze (imposible), Sebastián Beccacece y José Néstor Pekerman.

Comentarios