La eliminación de la Copa Superliga ante Atlético de Tucumán le complicó la vida a River, de cara a la clasificación directa a la zona de grupos de la Copa Libertadores de América 2020.

El elenco dirigido por Marcelo Gallardo aún puede acceder a esa instancia (por ahora sólo entraría en el repechaje) si es que Boca, que enfrenta a Vélez por los cuartos de final, gana este torneo local que da un cupo directo a esa instancia.

Como el Xeneize ya tiene un lugar asegurado para la competición continental por haber salido tercero en la última Superliga que festejó Racing, River necesita que su clásico rival levante el trofeo y así, por haber salido cuarto, entraría directamente. 

Otro beneficiado sería el Decano, que tomaría el lugar de "La Banda" en la ronda preliminar de la Libertadores.

Comentarios