Tras haber quedado afuera del Mundial de Clubes ante el Al Ain por penales, el capitán de River, Leonardo Ponzio, contó sus sensaciones sobre una derrota que no esperaba nadie.

"Teníamos una ilusión bastante grande después de haber ganado la Copa Libertadores", afirmó el volante y agregó que "A nivel futbolístico fuimos superiores, por momentos nos igualaron en algunas situaciones de pelota parada. Tuvimos la posibilidad de ponernos arriba con el penal y ahí hubiera sido otra cosa: los dos equipos ya estábamos desgastados".

Ponzio finalizó diciendo que "no hay que reprocharse nada" y que "todavía queda un partido".

Comentarios