No tiene paz. Mauro Icardi hizo pública su furia con los medios franceses luego de no haber sido citado por el entrenador Christophe Galtier en la goleada del PSG ante el Clermont, por la fecha 1 de la Ligue 1.

“Asuntos privados”, escribió el diario deportivo L’Equipe como el supuesto argumento del DT para no contar con el ex Inter. La cuenta de Twitter e Instagran Inside Parisien se hizo eco de la información. Fue ahí que explotó Icardi y lo expresó a través de una carta en una historia en sus redes sociales.

“Dejen de inventar mierdas, la decisión de la NO convocatoria fue solamente técnica. No me ausenté por ningún problema personal ya que NO LOS TENGO y respeté cada entrenamiento. El fútbol sigue siendo mi prioridad y mi trabajo, por el cual me pagan. Lo que NO voy a tolerar es que gente incompetente y con malas intenciones busque ensuciarme. Ahorren tiempo y antes de escribir y esconderse detrás de una pantalla o un periódico, infórmense con la realidad”, fue el comienzo de su texto, que firmó con sus iniciales, “M. I.”.

“Si hoy estoy viajando a Ibiza con mi familia es porque en mi TRABAJO nos dieron días de reposo, y cada uno los aprovecha como quiere y con quien quiere eligiendo su propio destino. Les mando un beso”, concluyó el delatero, que hoy aparece relegado en la consideración del entrenador y todavía tiene un mes para buscar continuidad en otra institución, salvo que prefiera permanecer a pelear por un puesto.

Comentarios