Rodrigo De Paul, una de las figuras del seleccionado argentino, reconoció que ingresan a la cancha sabiendo que les irá "bien" en los partidos tras un año en el que conquistaron la Copa América en Brasil y obtuvieron la clasificación al Mundial de Qatar 2022 con cinco fechas de anticipación.

"Entramos a la cancha sabiendo que nos va a ir bien. Estamos sólidos desde los humano", explicó el ex Racing en una nota con ESPN.

A continuación, admitió que una de las razones de los buenos resultados está vinculada a la gran relación que tiene el plantel. "Tenemos un gran grupo y un gran plantel, es difícil no ilusionarse después de la Copa América, de tenerlo a Lionel...salimos a jugar de otra manera, estamos confiados y no pasa por ganar o perder. Si nos toca mañana una derrota, mala suerte, estamos bien de la cabeza", argumentó.



De Paul, hombre clave en la consagración en Brasil e importante para el andamiaje del equipo, contó la relación con Messi: "Cuando lo veo a Lionel es imponente pero al conocerlo te encontrás que es un pibe más. Un día me dijo 'dale, botón armá el mate' y así fuimos rompiendo las barreras. Lo respeto como corresponde pero hablamos como amigos. Le hice una videollamada y lo cargué con el Balón de Oro".

Además, el mediocampista de Atlético de Madrid aseguró: "Las cosas cotidianas en el predio y en la concentración se disfrutan. Nos gusta la simpleza a todos los futbolistas del seleccionado. Ya llevamos tres años armando el grupo".

Por otro lado, De Paul elogió a su DT en el equipo madridista: "Con el "Cholo" Simeone hablamos cuando se puede, jugamos cada tres días y es una dinámica dura. Además él vive el fútbol de gran manera. Le admiro la pasión con la que vive las cosas: de lunes a lunes arriba, cerca y metiéndole todo el tiempo""Quisiera ser un líder como Simeone con el paso del tiempo, me gustaría que mis compañeros me escuchen y confíen como sucedía con él", concluyó.

Comentarios