Habitualmente los jugadores de fútbol deben cumplir un buen papel en el ámbito doméstico para poder emigrar a Europa y debutar en la Selección. Emiliano Martínez hizo el camino adverso: la rompió en el Viejo Continente para quedar en consideración de la Albiceleste y ser conocido por el pueblo argentino.

Su actualidad es brillante y desea ponerle el broche de oro en la final de la Copa América ante Brasil, el rival de toda la vida. Y previo al desafío de este sábado, habló en conferencia de prensa: "Desde chiquito es para mí un sueño jugar una final con la Selección en el Maracaná. Estar en una final con jugadores que tienen tanta experiencia nos ayudó a hacernos más fuertes. Todo el pueblo argentino quiere vernos triunfar en Brasil", expresó.

Y de inmediato agregó: "Hicimos muchísimos viajes yendo de Brasil a Argentina, fue muy cansador, pero trabajamos todos juntos y eso nos va a dar fuerzas para mañana. Vamos a darlo todo para cumplir el sueño".

Por último, Dibu habló sobre su heroica actuación en los penales ante Colombia. Contemplando que tuvo un duelo verbal con tres de los ejecutantes y recibió algunas críticas, el ex Independiente fue claro: "Lo que pasó en los penales es algo normal, solo que ahora se escucha. Lo conocía a Ospina, fuimos compañeros y quería ganarle. Nosotros siempre estudiamos a los rivales con el entrenador de arqueros pero la decisión final la tomamos en el momento".

Comentarios