El momento de la detención de los violentos.

Barrabravas de Independiente quedaron detenidos esta noche tras un duro enfrentamiento con la Policía que se produjo a la salida del Estadio Libertadores de América. Hubo piedrazos, destrozos, balas de goma y gases lacrimógenos, por eso quedaron como consecuencia heridos y detenidos. Ocurrió cuando los violentos se retiraban del estadio, a pesar de que todo debió haber sido una fiesta para los anfitriones porque los Rojos se clasificaron para los cuartos de final de la Copa Sudamericana, tras superar a Atlético Tucumán 2-0.

Por los incidentes, tres personas terminaron heridas y 120 fueron detenidas. Juan Manuel Lugones, titular del APreViDe, informó que los detenidos “están a disposición de la justicia”. El inconveniente se produjo cuando un grupo de hinchas locales, que había mantenido un cruce con la por el ingreso de bengalas al estadio, se enfrentó con la policía. 

Los barrabravas arrojaron piedras y los agentes respondieron con gases lacrimógenos y balas de goma. "Gran parte de la barra de Independiente está detenida. Ya en la previa hubo problemas por las bengalas, y luego agredieron a la policía cuando se los quiso identificar. La gente normal se fue en paz a su casa, pero la barra está presa y quedó a disposición de la justicia", indicó Lugones en declaraciones radiales.