Boca, ganador de la liga 2017, atraviesa un mejor presente que River, campeón de la Copa Argentina, pero, como siempre se dice, los clásicos son "partidos aparte".