Enzo Francescoli, dijo este martes que la llegada de Germán Lux al arco del equipo “millonario” se dio por necesidad en busca de un reemplazo para Marcelo Barovero, y sostuvo que el club pretendía “un arquero de primera clase y no llegó”.

Francescoli, responsable de las incorporaciones en River, dijo que “la llegada de Lux fue por necesidad. Hablé con (Sergio “Chiquito‘) Romero, (Nahuel) Guzmán y (Franco) Armani, pero ninguno quiso venir. Buscamos un arquero de primera clase y no llegó”.

"Todos aciertan y erran a la hora de incorporar. Es imposible saber cómo va a funcionar un jugador”, señaló el ex jugador uruguayo en declaraciones a la radio Late (FM 93.1).

Lux llegó a River comienzos de esta temporada, en agosto pasado, y tras atajar en los partidos de la pretemporada, quedó como titular en el arco del club de Núñez tanto en la Superliga del fútbol argentino como en la Copa Libertadores, después de algunas actuaciones fallidas de Augusto Batalla.

Las declaraciones de Francescoli abren un cono de incertidumbre en cuanto a la relación del manager “millonario” con el entrenador Marcelo Gallardo, ya que el “Muñeco” fue quien dio el visto bueno para la incorporación de Lux y quien confirmó como titular al arquero surgido en River y de posterior paso por Deportivo La Coruña y Mallorca, en el fútbol español.

Gallardo ahora enfrenta un dilema, ya que el domingo River disputará la semifinal de la Copa Argentina contra Deportivo Morón, en Mendoza, y el puesto de arquero titular espera por una definición.

 .