Belgrano pareció darle la razón a Marcelo Gallardo. Parece que jugar mal era parte de una “estrategia” para poder ganarle la Supercopa a Boca y darle un nuevo trofeo a las vitrinas millonarias. Y este domingo, el Millonario aprovechó el envión anímico de salir campeón ante el máximo rival de toda la vida y acumuló su segundo nuevo triunfo en la Superliga.

Esta vez, el elenco de Núñez aprovechó los lapsos de buen juego y venció con claridad al Pirata, en el Monumental. Por eso, en conferencia de prensa, el Muñeco expresó su alegría por la victoria ante el Pirata y se mostró contento por el buen rendimiento de los jugadores.

Sentía que en algún momento teníamos que arrancar. Fuimos claros dominadores y merecimos ampliamente el triunfo. Los jugadores tuvieron un gran rendimiento y encontramos rápido el primer gol, fuimos claros para jugar en el primer tiempo. El resultado era corto, y en el complemento sufrimos el desgaste emocional que se hizo ante Boca. Por suerte, el equipo volvió a aparecer y nos llevamos un triunfo que necesitábamos en el torneo”, afirmó.

En tanto, el DT volvió a hacer referencia al encuentro ante Boca y manifestó que haberle ganado al máximo rival descomprimió la situación futbolística del equipo. "Fue muy importante ganar el superclásico. Se venían hablando un montón de cosas, hasta de fin de ciclo, pero me mantuve en silencio, siempre callado, y lo único que hice fue transmitirle tranquilidad a mis jugadores para que se mantuvieran alejados de todos. Había mucho olor, pero pudimos aislarnos de eso. Ahora el equipo ganó y volvió todo a la normalidad"

En tanto, elogió la actuación de Ignacio Scocco y explicó por qué fue al banco de suplentes ante Belgrano. “Bienvenido sea que Nacho esté así. A mí me encanta cómo juega Nacho y lo letal que puede ser en el área. Hay jugadores que no necesitan ser titulares para ser decisivos y lo volvió a demostrar con los dos goles que hizo”, detalló.