El entrenador de Boca Guillermo Barros Schelotto aclaró que confía “en la honestidad de los árbitros” luego del polémica actuación de Silvio Trucco, que expulsó dos jugadores de San Lorenzo en el empate 1 a 1 en el Nuevo Gasómetro, por la decimocuarta fecha de la Superliga de Primera División de fútbol. 


Nosotros también estamos con la guardia alta”, respondió Barros Schelotto al técnico de River Marcelo Gallardo, quien en la semana habló de un supuesto perjuicio al 'Millonario', y sobre la actuación de Trucco señaló: “A mí me convendría decir que el penal a Emmanuel Mas, y en realidad fue, pero a veces te ayudan y a veces te perjudican”. 


El entrenador de Boca se fue “conforme con el resultado, porque más allá de tener dos hombres de más se mantuvo la diferencia de seis puntos sobre San Lorenzo”, aunque aclaró que “para valorar este empate habrá que ganar el domingo que viene a Temperley”. Sobre el desarrollo del partidos consideró que “en el segundo tiempo algunas individualidades no anduvieron como otras veces, porque si no se hubiesen creado más situaciones de gol”.

 
Barros Schelotto informó que Pablo Pérez sufrió una contractura y este lunes se le harán estudios y que las salidas de los laterales Frank Fabra y Leonardo Jara “las pidieron ellos, por cansancio”. En tanto el vicepresidente primero Rodolfo Ferrari, el secretario general Christian Gribaudo y otros allegados de Boca fueron retirados con custodia policial luego de que exaltados simpatizantes de San Lorenzo intentaran romper el vidrio del palco, luego de la expulsión de Gabriel Rojas, a poco del final.