El director técnico de Boca Juniors, Guillermo Barros Schelotto, valoró hoy el triunfo sobre Patronato por 2-0, en Paraná, ya que el equipo superó las ausencias del capitán Fernando Gago, lesionado, y del colombiano Edwin Cardona, suspendido. "El equipo está bien pero van recién 6 fechas de 27. Acá no hay nada resuelto y hay que seguir por este camino", indicó el "Mellizo".


Sobre las bajas para el encuentro en Paraná, Barros Schelotto subrayó que "el equipo" deberá "reemplazar al jugador que falte".  "En su momento fueron (Carlos) Tevez o (Ricardo) Centurión, el equipo debera resolver esas ausencias. Me deja tranquilo la personalidad con la que asumieron el partido", insistió el entrenador "xeneize".


El técnico también valoró al nuevo capitán, el mediocampista Pablo Pérez, quien decidió jugar a pesar de enterarse en la previa que su padre estaba internado. "El tomó la decisión de jugar. Tenía la libertad de elegir y decidió jugar", reveló. Sobre el desarrollo del encuentro disputado en el estadio Presbítero Bartolomé Grella, Guillermo consideró que Boca "manejó el partido", pero en el primer tiempo falló "en el último pase" y aunque recién se lo pudo resolver en la segunda fueron "justos ganadores".


"Rescato haber ganado en una cancha difícil y ante un rival que nos complicó el torneo pasado", recordó en referencia al empate 1-1 en La Bombonera en abril de este año. Barros Schelotto fue cauto más allá de los seis puntos de diferencia sobre los perseguidores y advirtió que "cualquiera" puede "parar" el andar de Boca, ya que el fútbol argentino "es muy parejo".


"Hoy la diferencia es ésta pero puede haber otra en un mes", advirtió. Boca recién se volverá a presentar el domingo 29 cuando recibirá a Belgrano, de Córdoba, en La Bombonera, en el partido previo al Superclásico ante River Plate, programado para el 5 de noviembre en el Monumental.