Guillermo Barros Schelotto, reconoció que este jueves a la noche “como amante del fútbol” le prestará atención a los partidos de River-Wilstermann y Lanús-San Lorenzo, por los cuartos de final de la Copa Libertadores de América.

"No sé qué voy a hacer a la noche, pero seguramente como amante del fútbol le voy a prestar atención a River - Wilstermann y después a Lanús - San Lorenzo”, confesó en conferencia de prensa.

"Nosotros estamos muy bien, pero no sé si los que juegan hoy la Copa tienen un nivel mayor al nuestro. Igual seria irrespetuoso decir que podríamos jugarla y ganarla”, agregó el entrenador de Boca, uno de los punteros -junto a River- de la Superliga.

Barros Schelotto, en otro tramo de la conferencia de prensa, sostuvo que el sábado a las 18.05 afrente a Vélez, en Liniers, por la cuarta fecha de la Superliga, “seguramente jugarán los mismos jugadores que lo hicieron en las primeras tres jornadas”.

En consecuencia, Boca, líder con puntaje ideal, alineará a Agustín Rossi; Leonardo Jara, Paolo Goltz, Lisandro Magallán y Frank Fabra; Pablo Pérez, Wilmar Barrios y Fernando Gago; Cristian Pavón, Darío Benedetto y Edwin Cardona.

Además el entrenador destacó “la jerarquía” de su plantel, aunque admitió que todavía “hay mucho que corregi. y mejorar”.

"Tenemos que manejar más tiempo la pelota y ser más tiempo protagonistas. Siempre dominamos a nuestros rivales, pero a la vez les damos una posibilidad que no deberían tener”, resumió.

Barros Schelotto, técnico del equipo más goleador del certamen (con ocho tantos), también habló sobre Vélez, el conjunto menos goleado (aún no recibió ninguno).

"Es un rival difícil más allá de las estadísticas. A veces no tiene nada que ver que uno sea el que más goles hizo y el otro el que menos recibió para analizar o pensar un partido”, sintetizó.

El mellizo, además, le dedicó un párrafo al delantero y goleador de su equipo, Darío Benedetto, quien podría dejar el equipo en cualquier momento por su excelente nivel futbolístico.

"Benedetto tiene una cláusula (21 millones de euros) y si llega un club que la pague será muy difícil retenerlo. Pero si llega una oferta (de un club importante de Europa) Darío tendrá toda la libertad para analizarla, por lo menos de parte del cuerpo técnico”, adelantó.

El delantero ya reconoció que si le llega una propuesta del exterior “la analizará”, aunque repitió que su idea es “quedarse para jugar la Libertadores del 2018”.

Barros Scheloto, por último, señaló: “Como técnico de Boca aprendí -y sigo aprendiendo- muchas cosas. Este es un club en el que hay que tomar decisiones muy rápido”, finalizó, justo en el día del estudiante.

El plantel de Boca se entrenará este viernes por la mañana, desde las 9.30 en Casa Amarilla y luego quedará concentrado en el Hotel Madero, de cara al trascendental partido con Vélez, en Liniers, por la cuarta fecha de la Superliga.

Boca y River lideran el campeonato con 9 unidades, mientras que Vélez y Unión de Santa Fe los escoltan con 7 puntos.