El delantero Mauro Icardi, quien no atraviesa su mejor momento futbolístico, celebró su cumpleaños y sus compañeros del Inter de Italia, aprovecharon para tomarse revancha y lo cubrieron con huevos y harina.

El goleador compartió en su cuenta personal de Instagram dos videos en los cuales sus compañeros del equipo de Milán, le arrojan huevos y harina sobre su cabeza y cuerpo, después del entrenamiento matutino.

< div style="text-align: left;">
De esta manera, los jugadores del Inter se cobraron una “suerte de revancha”, ya que esta temporada el rosarino impuso esa moda en el vestuario para celebrar los cumpleaños.