Nada hacía pensar que el Sevilla, de presente irregular, iba a sacar adelante la eliminatoria con los Reds en la Champions League, pero con un conglomerado de futbolistas argentinos se metió, por segunda vez en la historia (la primera fue en 1958), en los cuartos de final de la Liga de Campeones, con doblete de Wissam Ben Yedder

Para el local, que tuvo a Sergio Romero en el banco y a Marcos Rojo fuera de la lista de convocados, había descontado parcialmente Romelu Lukaku.

El empate sin goles de la ida dejó abierta la eliminatoria, aunque con el claro favoritismo del United por historia y dinero, ya que se gastó 350 millones de euros (casi 434 millones de dólares) en los dos últimos años, pero ya está fuera de la pelea por el título de la Premier League, a 16 puntos de su clásico rival de ciudad, el City de Josep Guardiola.

El Sevilla, que tuvo a los argentinos Gabriel Mercado, Ever Banega, Franco Vázquez y Joaquín Correa desde el inicio y a Guido Pizarro, ingresando en el segundo tiempo, ganó su pase con total merecimiento, ya que se pasó mejor tácticamente y marcó la diferencia en cada una de las líneas.

La Roma también está en Cuartos

Con Federico Fazio y Diego Perotti de titular, el elenco italiano venció por 1 a 0 a  Shakhtar Donetsk, con gol del bosnio Edin Dzeko y avanzó de ronda, gracias al gol de visitante, ya que eliminatoria terminó igualada 2 a 2.

Para la visita, estuvo de desde el inicio el ex Banfield, Facundo Ferreyra, que tuvo al menos dos situaciones claras para empatar el partido, pero falló.