Carlos Tevez, amigo del presidente Mauricio Macri, se refirió a los cánticos con insultos contra el mandatario en las canchas, aunque también se sucedieron en recitales y transportes públicos. 

"No lo entiendo. Creo que hay un nivel de agresividad hacia Mauricio muy grande. El fútbol es fútbol. Se gana y se pierde. A veces un árbitro se equivoca para una lado y para el otro. Siempre pasó. La gente trata de comunicar así, de esa manera", el Apache.

En este sentido, Tevez descartó que los cánticos de las hinchadas tuvieran que ver con el descontento social por las medidas del Gobierno: "No sé si es bronca por lo que pasa en la calle. La gente va y se aísla de lo que es la política".

"Todo el mundo sabe de política y de fútbol. Y creo que tenemos que sacar el foco de eso. En mi época, cuando era chico y vivía en el barrio, no sabía lo que era la política, no nos daban pie a opinar sobre política", admitió en diálogo con la CNN.

El ex delantero del Shanghai Shenhua de China, nacido en el Barrio Ejército de los Andes, conocido como Fuerte Apache, es amigo de Macri y, de hecho, se reunieron cuando el mandatario realizó una gira por ese país asiático en 2017.

"Es increíble que puteen al Presidente de la Nación por un partido de fútbol. Todos dicen que es una AFA de Boca, es por eso. No lo veo a Macri asignando a un árbitro para que nos dirija, no me entra en la cabeza. No creo que tenga tanto tiempo para armarlo con los quilombos que tiene en el país", opinó.
 

 

"Si River o Boca van ganando el partido no termina"

Además, Tevez se refirió al partido por la Supercopa argentina entre River y Boca que se jugará el miércoles 14 de marzo en Mendoza, en medio de un clima de sospechas por presuntas ayudas arbitrales al conjunto Xeneize.

"Si el 14 River va ganando, el partido no termina, y si Boca, opinó el Apache.

En la entrevista con la CNN, Tevez manifestó: "Escuché . muchos de los protagonistas y están todos con la guardia alta pero sin pensar en la gente que quiere ir a la cancha con la familia a disfrutar. Va a haber un ganador y un perdedor pero no nos olvidemos que es fútbol, no es una guerra".