El seleccionado argentino de fútbol, sin el astro Lionel Messi, arribó al aeropuerto internacional Ministro Pistarini de la localidad de Ezeiza, luego de vencer por 3-1 a Ecuador en Quito y conseguir la clasificación al Mundial de Rusia 2018.

En el vuelo chárter de la empresa Andes que trajo al equipo nacional desde la capital ecuatoriana llegaron los integrantes del cuerpo técnico, la mayor parte del plantel y los dirigentes encabezados por Claudio ’Chiqui’ Tapia, presidente de AFA, y Daniel Angelici, presidente de Boca y vicepresidente de AFA.

La delegación ’albiceleste’ pisó suelo argentino sin su principal figura, el astro Lionel Messi, autor de los tres goles en la altura de Quito, y Javier Mascherano, ya que ambos viajaron directo a Barcelona en un vuelo privado, y Angel Di María, a quien PSG le puso a disposición un vuelo charter.

Los que regresaron fueron Enzo Pérez, Milton Casco (ya se incorporaron al entrenamiento de River), Pablo Pérez, Darío Benedetto, los cuatro que juegan en el fútbol local, mientras que Leandro Paredes, Emiliano Rigoni y Emanuel Mammana, los tres que juegan en el Zenit ruso, Alejandro ’Papu’ Gómez, Eduardo Salvio, Marcos Acuña, Paulo Dybala, Sergio Romero, Mauro Icardi y Germán Pezzella.

Tras dejar el avión, los futbolistas abordaron un micro ploteado con los colores del seleccionado nacional que los llevó al predio de la AFA en Ezeiza, a cinco kilómetros del aeropuerto, sin tener contacto con la prensa ni con los hinchas que los fueron a recibir.