Tras un año de arduo trabajo y de algunos inconvenientes personales y de pareja, Florencia Peña se tomó unas minivacaciones en familia. Además, se encontró con Marley y sus hijos Felipe y Mirko se divirtieron juntos. 

Aunque también aprovechó el tiempo libre para disfrutar de la arena y el sol. Con una bikini flúo y unos impactantes lentes, la actriz se relajó en la playa. Este momento quedó inmortalizado con unas fotografías que Peña compartió en su cuenta de Instagram, sin filtro ni retoques de Photoshop. "Muy soleado, sin filtro", escribió. 

¡Muy diosa!