El gobierno nacional amplió ayer, a través del Ministerio de Transporte, el saldo negativo en la tarjeta SUBE de 54 a 72 pesos, lo que equivale a pasar de tres a cuatro viajes mínimos.

La medida busca beneficiar a todos aquellos que deben movilizarse por transporte público para la realización de trabajos considerados esenciales, durante el confinamiento obligatorio.

La recarga de la tarjeta, que debe estar registrada para cualquier trámite, puede realizarse en supermercados, máquinas de recarga del subte, así como también estaciones de tren, almacenes, kioscos y farmacias, mientras de forma electrónica se la puede cargar desde un celular, computadora o cajero automático, a través del homebanking o aplicaciones de pago, con tarjeta de débito o crédito en cualquier horario y lugar.