U n cantante y músico de 58 años fue asesinado de un tiro en el cuello en la ciudad de Mar del Plata cuando llegaba al domicilio en su vehículo tras participar de un ensayo, y los investigadores buscaban establecer si se trató de un intento de robo.

La víctima, identificada por la policía como Pablo Néstor Ojeda, fue atacada minutos después de las 23 del miércoles en la calle Jujuy casi Gascón, luego de descender de su camioneta Toyota Hilux. El hombre recibió un disparo en el cuello tras un forcejeo con otro sujeto que luego escapó del lugar, ubicado a diez cuadras del centro marplatense, y a 200 metros del Complejo Juan Vucetich de la policía provincial.

Tras la intervención de personal policial en el lugar, a partir de un llamado al 911, Ojeda fue trasladado en una ambulancia del SAME al Hospital Interzonal General de Agudos, donde falleció finalmente en el shockroom a las 23.30. Personal de la Comisaría 2ª y Policía Científica secuestró el vehículo y prendas de la víctima, y se realizó un relevamiento en busca de elementos para la investigación.

Brenda, una vecina del lugar, contó que "escuché el balazo, la acelerada y cuando salí a la ventana lo vi tirado en la calle pidiendo auxilio". "Ahí llamé al 911. Estaba consciente. Pero después bajé a la calle y respiraba pero ya no respondía: a los dos minutos llegaron como cinco patrulleros y llamaron a la ambulancia. Le pusieron un respirador y se lo llevaron, porque aparentemente todavía estaba vivo. Ahí también bajó su novia, que estaba shockeada. No lloraba ni gritaba. Estaba parada ahí en la puerta del edificio y se fue en otro auto al hospital", señaló.

Ojeda era un músico oriundo de Buenos Aires pero solía pasar las temporadas de verano en Mar del Plata, donde participaba de diferentes eventos. En esta oportunidad estaba acompañado de su novia -de su misma edad-, y en la ciudad tenía un primo que hace más de tres décadas no veía.

Ese hombre se presentó ante la policía para intentar aportar más información que, hasta ahora, no tuvo relevancia en el desarrollo de la causa. En tanto, Susana, una vecina del edificio donde residía Ojeda, manifestó que sólo lo había visto una vez en su vida, hace dos años, y que los demás habitantes de la torre tampoco sabían mucho sobre él.

Sin embargo, a través de las redes sociales un hombre y una mujer -ambos residentes de la ciudad- recordaron a Ojeda con mensajes de dolor y tristeza.

Ver más productos

30 discursos que cambiaron el mundo

30 discursos que cambiaron el mundo

Jeff Bezos, CEO de Amazon

Jeff Bezos: cómo fue el camino al éxito del CEO de Amazon

La educación que necesitamos

La educación que necesitamos

Llegar a la tercera edad siendo jóvenes

Llegar a la tercera edad siendo jóvenes

Diario de emociones: el libro de la película Soul

Diario de emociones: el libro de la película Soul

Los primeros 1000 días de tu hijo son fundamentales 

Los primeros 1000 días de tu hijo son fundamentales 

Descubrí la Guía astrológica para 2021

Descubrí la Guía astrológica para 2021

La historia completa sobre Eva Duarte

La historia completa sobre Eva Duarte

Crónicas de retórica: los discursos que cambiaron al mundo

Crónicas de retórica: los discursos que cambiaron al mundo

Luciano Lutereau escribe cómo ser padres en el Siglo XXI

Luciano Lutereau escribe cómo ser padres en el Siglo XXI

Ver más productos