Por la mañana los comercios atenderán exclusivamente a personas que integran los grupos considerados de riesgo.