Las autoridades esperan el pico de la pandemia para mayo en Argentina. De ahí la reticencia a salir de la cuarentena social. Se priorizarán los sectores económicos más necesitados.