Una joven fue hallada muerta y semidesnuda ayer en la zona parquizada del ingreso a Mendoza, a la altura del departamento de Guaymallén, y los investigadores sospechan que se trató de un femicidio. Se sospecha, en base a palabras de gente del vecindario, que la muchacha pereció mientras participaba de una fiesta, en la que se cree que mantuvo relaciones sexuales.

Trascendió que el cadáver apareció en el denominado Predio de la Virgen, ubicado en Lateral Norte del Acceso Este entre Mitre y Cañadita Alegre, de Guaymallén, según confirmó el fiscal Gustavo Pirello.

El hallazgo del cuerpo de la mujer, que estaba boca abajo, desnuda de la cintura para abajo y descalza, fue alertado en la mañana de la víspera al teléfono de emergencias 911 por dos vecinos de la zona que caminaban por el barrio.

Médicos forenses que fueron convocados comprobaron que la occisa, de entre 20 y 25 años, presentaba una escoriación en la zona de la frente, aunque se aguardaban los resultados de la autopsia para de esa manera determinar las causas del fallecimiento.

Voceros de la Justicia mendocina revelaron que la víctima presentaba una pequeña escoriación a la altura de una de las cejas, pero no se hallaba otra lesión de importancia.

Los investigadores analizaban las cámaras de seguridad en el acceso Este de la ruta 7 en busca de rastros de los posibles responsables de lo ocurrido.

Vecinos del lugar dijeron que en una casa en las inmediaciones del predio hubo una fiesta hasta entrada la madrugada, y los pesquisas intentan comprobar si la mujer participó de la misma.

Pirello afirmó que "tras el hallazgo del cadáver se activó el protocolo de femicidio", mientras que no se descarta que la joven haya tenido relaciones sexuales antes de perder la vida. "El cuerpo estaba semidesnudo", agregó el funcionario.