El presidente de la FIFA, Gianni Infantino, formó parte de la videoconferencia que realizó la Conmebol, en el marco de su 72° Congreso Ordinario, donde aseguró que, debido al coronavirus, "por primera vez, el fútbol no es lo más importante. La salud es lo primero y lo seguirá siendo hasta que esta enfermedad sea derrotada".

"Nuestro mundo y nuestro deporte van a ser diferentes cuando volvamos a la normalidad. Es nuestra responsabilidad asegurarnos de que el fútbol sobreviva y que pueda prosperar una vez más. Es nuestra obligación", remarcó el suizo.

Al referirse al calendario de las distintas asociaciones, Infantino subrayó que "tenemos que buscar soluciones mundiales para abordar estos problemas. Cada uno tiene sus intereses, pero tendremos que poner sobre la mesa algunos temas que aún no hemos puesto y estoy convencido que encontraremos soluciones".

"Con respecto a los contratos, estamos trabajando y muy pronto vamos a poder proponer algo a las asociaciones para proteger a los clubes y los jugadores", agregó, al tiempo que destacó que "la FIFA se encuentra en una posición financiera muy sólida y tiene credibilidad. Vamos a hacer una evaluación de los daños, consultar a las partes interesadas y a responder apoyando al fútbol".