El impacto del coronavirus puede llegar a reducir a la mitad el crecimiento de la economía mundial en 2020 y situarlo en el 1,5%, advirtió la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos.