El PAMI puso en funcionamiento las recetas digitales para aquellos afiliados que no pueden movilizarse o que permanecen en cumplimiento de la cuarentena obligatoria decretada por el gobierno nacional. La idea es que de esta manera, se reduzca la posibilidad de contagio de coronovirus entre los adultos mayores.

"El objetivo es que el médico la haga y luego la mande por mail al afiliado o algún familiar", explicó la directora de la entidad, Luana Volnovich, quien a su vez reconoció que en la actualidad se encontraron problemas de afiliados que no consiguen las recetas para sus medicamentos por el aislamiento social.

"Muchos médicos de cabecera que emiten las recetas dejaron de atender, lo cual está prohibido. Pedimos que se esfuercen y coordinen con el afiliado o con las familias para entregar las recetas", aseguró.