Otra vez, la realidad supera a la ficción. Un pibe de 12 años logró salvarse de milagro de ser asesinado por su propio padrastro. El hombre regresó en estado de ebriedad a su casa en Mendeleevsk, en Rusia, y apuñaló hasta la muerte a su esposa y a dos de sus tres hijos. Ensangrentado y semidesnudo, el menor que logró escapar pudo llegar hasta una panadería para pedir ayuda.

Como quedó registrado en una cámara de seguridad, el nene llegó desesperado a la panadería. Una trabajadora y varios clientes intentaron tranquilizarlo, lo acostaron en una camilla y lo atendieron. En pocos minutos se comunicaron con la Policía y le contaron lo que el Nikita les había dicho.

Las agentes llegaron a la casa del padrastro junto al servicio de emergencia. Ainur había escapado. No pudieron hacer nada para salvar a la mujer y al hermano mayor de Nikita. El pequeño de dos años fue trasladado de emergencia al hospital, pero falleció en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Horas después, las autoridades lograron capturar al asesino, que confesó todo. Según informan los medios locales, el hombre confesó que mató a su familia "por celos".

Mirá el impactante video

Ver más productos

La Iglesia recuerda a la beata Maria Antonia Grillo

La Iglesia recuerda a la beata Maria Antonia Grillo

"El alma de las flores", el libro de Viviana Rivero que podés adquirir en www.cronishop.com.ar

Lecturas de verano: dos generaciones atravesadas por un mismo destino

El presidente Alberto Fernández trabaja en distintas cuestiones.

La lista de candidatos a la embajada del Vaticano que prepara Alberto

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Ver más productos