El secretario general de la CGT Héctor Daer consideró ayer que "haber apresurado" los despidos en la constructora del Grupo Techint en medio de la emergencia sanitaria "es muy desafortunado" y se quejó de la medida "egoísta" de la compañía. "Es la punta de una situación compleja en una actividad que, por su propia naturaleza, no tiene un sistema indemnizatorio", consideró el gremialista.

Mañana serán despedidos en la constructora del Grupo Techint unos 1.450 operarios que habían sido contratados para trabajar en obras y servicios en las provincias de Buenos Aires, Neuquén y Tucumán, segpun informó la Unión Obrera de la Construcción (Uocra). El argumento del conglomerado empresario para disponer las desvinculaciones es el impacto negativo sobre la actividad provocado por la pandemia de coronavirus. "La situación de los despidos en Techint se puede potenciar a 100.000 personas", advirtió Daer en diálogo con AM 750, y pidió "preservar el empleo para que la población no entre en una situación de mayor vulnerabilidad".

De todos modos, el jefe cegetista aclaró que el país vive "una situación atípica en nuestro siglo", y destacó la labor del presidente Alberto Fernández.