Las muertes por el nuevo coronavirus en Estados Unidos superaron las 2.000 ayer, duplicándose en solo tres días. Al final del sábado la cifra de decesos llegó a 2.010 y cerca de un cuarto de ellos ocurrieron en la ciudad de Nueva York, la región más afectada del país por el virus. Los casos confirmados de contagio en Estados Unidos superaron los 121.000. Nueva Jersey se consolida como el segundo estado de EEUU con más COVID-19 y California duplica en un día su cifra de pacientes en cuidados intensivos.

Donald Trump está considerando la posibilidad de imponer una cuarentena forzosa en partes de Nueva York y Nueva Jersey para frenar el brote de coronavirus en Estados Unidos. El Presidente reconoció que habló este sábado con Andrew Cuomo, gobernador de Nueva York, y con Ron Desantis, el de Florida, antes de salir de la Casa Blanca para enviar un barco hospital de la Marina con destino a Nueva York desde Norfolk, Virginia.

"Nos gustaría ver a Nueva York en cuarentena porque es un punto caliente. Nueva York, Nueva Jersey, tal vez uno o dos lugares más, como ciertas partes de Connecticut", dijo. "Estoy pensando en eso ahora mismo. Puede que no tengamos que hacerlo, pero existe la posibilidad de que en algún momento dictemos una cuarentena, de corto plazo, por dos semanas".

El estado de Nueva York, el epicentro de la pandemia de coronavirus en EEUU, confirmó que hasta este sábado tiene 52.318 casos positivos y 728 fallecidos, con más de 200 muertes en las últimas 24 horas, anunció el gobernador Andrew Cuomo. En su actualización diaria, Cuomo explicó que desde el viernes se habían confirmado 7.681 nuevos casos en el estado, más de la mitad de ellos en la ciudad de Nueva York, la urbe más poblada y más afectada por la enfermedad en todo el país.

De los enfermos, 7.328 están hospitalizados -1.755 de ellos en cuidados intensivos-, mientras que un total de 2.726 fueron dados de alta, casi 700 en las últimas 24 horas.

En medio de las duras cifras, Cuomo destacó una que podría suponer una señal positiva: el ritmo de nuevos ingresos hospitalarios se redujo entre el viernes y el sábado, con un aumento de 847, frente a los más de 1.100 y más de 1.200 de los dos días anteriores.

Pese a ello, el gobernador pidió no dar demasiada importancia a esos números y recordó que lo peor de la enfermedad está aún por llegar, recogió la agencia de noticias EFE.

Ver más productos

Vendé tus productos en Cronishop

Vendé tus productos en Cronishop

La biografía definitiva de Evita

La biografía definitiva de Evita

No aflojamos: protegete del Coronavirus

No aflojamos: protegete del Coronavirus

Protegete del Coronavirus: cómo hacer máscaras faciales

Protegete del Coronavirus: cómo hacer máscaras faciales

Crónicas de retórica: un libro indispensable para ayudar a otros

Crónicas de retórica: un libro indispensable para ayudar a otros

Kisse el libro de Marley para chicos y grandes

Kisse el libro de Marley para chicos y grandes

El Atlas de Camisetas

Los fanáticos del fútbol tienen un Atlas

Salí protegido: máscara facial protectora

Salí protegido: máscara facial protectora

Alberto Fernández: todo el mundo le atiende el teléfono

Alberto Fernández: todo el mundo le atiende el teléfono

¡Ayudá a los que más te necesitan!

¡Ayudá a los que más te necesitan!

Ver más productos