E n una ola de violencia que desde la noche del viernes golpea los suburbios de Rosario -que ocurre mientras se desarrolla la puja policial por aumento de salario-, el terror recorre las calles de esa ciudad santafesina, entre redadas, balaceras contra viviendas vecinales, ejecuciones y disparos cruzados entre bandas, en una suerte de guerra desatada donde las víctimas siempre son inocentes.

Uno de los hechos de sangre que todavía conmueve a los vecinos del barrio Villa Urquiza, situado en la zona oeste, fue el que se registró en la noche del martes, poco antes de las 20, en una vivienda ubicada en la calle Magallanes al 2700. Allí una adolescente de 14 años fue asesinada de un tiro en la cabeza, cuando al menos dos malvivientes dispararon contra el frente de varias casas.

La chica estaba lavando los platos, cuando fue sorprendida por las detonaciones y uno de los proyectiles ingresó por la ventana de su casa. Según las primeras averiguaciones, la víctima fue identificada como Tiziana Espósito, quien tras el ataque se desplomó en la habitación, algo que fue visto por su madre que estaba también en la cocina.

Los gritos de la mujer alertaron a los vecinos, que finalmente lograron ayudarla en el traslado de la chica al Hospital de Emergencias -HECA-, donde los médicos confirmaron que la adolescente presentaba una herida de arma de fuego en la frente, lo que originó la muerte a poco de ingresar.

Con el correr de las horas, se informó que la causa quedaba en manos del fiscal de turno de homicidios dolosos, Ademar Bianchini, quien por la tarde solicitó una serie de medidas para determinar la mecánica del hecho e identificar a los tiradores, que escaparon en un auto que los esperaba luego del violento hecho. Por esa razón el letrado reclamó, además, las cámaras de seguridad existentes en el barrio, para su posterior análisis, ya que existe la hipótesis de que los mismos temerarios actuaron en otros ataques similares.

Al conocerse que la chica había fallecido, el crimen generó gran indignación entre los vecinos de la familia Espósito que ante los medios acusaron a los efectivos de seguridad: "Esto pasa siempre, estamos a la buena de Dios", expresaron a la vez que pidieron la presencia de la Justicia, que reaccionó rápido y ya tiene los primeros detenidos en el caso.

Efectivamente, el Ministerio Público de la Acusación confirmó ayer que apresó a dos personas vinculadas al homicidio de la adolescente. En un trabajo conjunto de la división homicidios de la Agencia de Investigación Criminal y las Tropas de Operaciones Especiales, se realizaron dos procedimientos, uno en la vía pública donde se detuvo a un hombre de 32 años identificado como Joel I., mientras que en el otro operativo, que fue en una casa ubicada en Campbell al 1200 bis, se logró aprender a Alex I., de 20 años. Ambos están sindicados como autores de la balacera, que no es la única preocupación de la Justicia.

Es que la zona sur rosarina está caliente hace tiempo. De hecho el viernes pasado, también por la noche, cerca de las 21, en Maestros Santafesinos al 4700, un hombre que se encontraba con un grupo de amigos tomando bebidas alcohólicas en la calle murió al recibir dos impactos de bala disparados desde un auto en movimiento. En el mismo hecho, otros tres jóvenes resultaron heridos, uno de ellos de consideración, por lo que debió ser internado en el Hospital Provincial.

Además, a pocas horas del cruento asesinato de Tiziana, otro hecho reavivó el terror cuando un joven de 20 años fue asesinado a balazos y otras cuatro personas resultaron heridas, entre ellos su padre y otra adolescente de 14 años, en un ataque similar al sufrido por la familia Espósito.

El hecho se registró alrededor de las 23.40 de anoche en Servellera al 3900, del barrio Nuevo Alberdi, de la zona noroeste. Según las fuentes consultadas, esta vez los atacantes, que no lograron ser identificados, pasaron a bordo de una moto y abrieron fuego contra la fachada de una vivienda, tras lo cual escaparon a toda velocidad.

En este caso, dentro de la casa se encontraban en el momento del ataque cinco personas, entre ellas Braiton Exequiel Cejas, el joven que murió inmediatamente tras recibir varios impactos. En tanto, los otros cuatro, identificadas por la policía como Diego Cejas (39), padre del joven asesinado; María A. (67), José F. (52) y una chica de 14 años, identificada con las iniciales T.M., resultaron heridos y fueron trasladados al HECA, donde ayer por la mañana permanecían internados, fuera de peligro.

Esta investigación también quedó bajo la mirada del fiscal Bianchini, que desde el viernes no tiene un minuto de paz, y la guerra sigue. Es que mientras ayer se desarrollaban las tareas investigativas respecto de los dos casos consignados, la lluvia de balas se repitió, esta vez en el barrio Ludueña, al noroeste.

En este caso, y según la declaración de una de las víctimas, dos personas armadas pasaron también a bordo de una moto y dispararon contra el frente de una casa, hiriendo gravemente a un joven de 23 años y un nene de apenas 3 años. Luego de descargar sus cartuchos, y con total impunidad, los forajidos huyeron del lugar, ante la mirada de los vecinos que socorrieron a las víctimas.

Fuentes policiales especificaron que el nuevo hecho de violencia ocurrió a la tarde, alrededor de las 14.25, en la zona de French al 2000, y al cierre de esta edición se realizaban las pericias en el lugar para intentar dar con los responsables, que se mueven siempre con el mismo modus operandi. Siempre con víctimas fatales, familias destrozadas y el pedido de los habitantes, que todavía esperan una solución al problema que golpea a una de las ciudades más importantes del país.

Ver más productos

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Aprendé a usar tu inteligencia

Aprendé a usar tu inteligencia

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

Historia para Chicos

Historia para Chicos

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Ver más productos